Un homenaje a mi abuela, una mujer cargada de valores, historias, humor, trabajo y espontaneidad, igual que la Clínica Dental Kiru, en Arturo Soria (Madrid)

Se dice que todos los inicios son difíciles. Este no es la excepción. Este proyecto no sólo es un sueño personal… es mucho mas que eso, es un medio de vida, una oportunidad, un sustento, un instrumento de comunicar algo, un regalo. Una necesidad, un punto de vista, si se quiere.

Este inicio no es una meta, es un camino. Es o quiero que sea un legado. Llevo muchos años planificando este proyecto y considero que es el momento adecuado para materializarlo de la mejor manera posible.

Kiru: Diente

Mi abuela, Mamama como la llamamos, es una de las personas mas importantes en mi vida. A través de su amor descubrí muchas cosas importantes, tantas que tendría que editarse una docena de artículos para contar lo mucho que aprendí de ella. Nació en un Cuzco quechua hablante y de pequeña aprendió lo que muchos tenemos que aprender de mayores. Era una mujer cargada de valores, historias, humor, trabajo y espontaneidad. Bromista como nadie y sólida como pocos.

Cuando buscaba el nombre del proyecto no se me hizo difícil encontrar una palabra que signifique tanto para mí. Y así fue que surgió…. Esto es un pequeño homenaje para ti, que desde donde estás me acompañas e iluminas.

A través de los años, especialidades estudiadas y experiencias laborales, he ido esculpiendo una odontología que me gusta hacer, una odontología diferente a la de siempre pero en armonía con lo necesario, con lo elemental. Con lo que busca el paciente.

Una odontología honesta, justa, amable, íntegra, sana.

Quiero que desde este pequeño lugar, creado y ambientado de una manera diferente y arropado por una familia adorable, podamos crear sonrisas; no solo de las que se ven; queremos las sonrisas que se sienten. Las que proporcionan salud. A partir de una pequeña idea decidimos darle forma a este proyecto que está en camino de ser el resultado que esperamos, simplemente darle al paciente lo que busca: Sentirse bien.